Tuvieron lugar el día 17 en Phammunjom las conversaciones de trabajo entre el Comité Olímpico de la República Popular Democrática de Corea y el comité organizador de Juegos Asiáticos de la parte sureña para discutir el tema de participación del grupo de deportistas e hinchas de la parte norteña.

    En la ocasión la parte norte avisó otra vez la posición de enviar el grupo de deportistas e hinchas a los XVII Juegos Asiáticos a efectuarse en Inchon y presentó las propuestas racionales en cuanto a su tamaño, las vías de ida y vuelta por vía aérea y terrestre y los medios necesarios de transporte, la realización de los juegos y las actividades de hinchas, la seguridad personal, el aseguramiento de comunicaciones, las actividades de los reporteros de la parte norte y otros.

    Además, advirtió que la parte sur difunde errónea opinión pública sobre el envío del grupo de hinchas de la RPDC calificándolo de “grupo de trabajo político en el Sur de Corea” y la “creación de conflicto Sur-Sur”, lo cual se puede dar la grave consecuencia a la participación de la RPDC en estos juegos.

    La parte sur dio bienvenida a la participación de la RPDC en los juegos y expresó la esperanza de que se realicen con éxito las conversaciones de hoy para resolver satisfactoria y fácilmente todos los asuntos de la agenda.

    Y señaló que se podrá resolver positivamente a través del acuerdo interno los asuntos presentados por la RPDC al tomar en consideración los ejemplos anteriores de XIV Juegos Asiáticos de Pusan y la XXII Universiada Mundial de Taegu.

    Pero, por la tarde revolcó toda su posición y actuó provocativamente bajo la orden de Chongwadae.

    La parte sur apareció a la mesa 2 horas y 15 minutos más tarde que el tiempo previsto a las 14:00 y negó sus dichos en las conversaciones de la mañana so pretexto de “costumbre internacional” y diciendo que “es demasiado grande el tamaño de la delegación”.

    Cuestionó el tamaño del grupo de hinchas y la bandera nacional hablando del “sentimiento de la parte sur” y que “es difícil garantizar la seguridad personal” y exigió diciendo provocativamente que no es permisible la bandera de la RPDC ni la “bandera de reunificación” de tamaño grande.

    Al fin, presentó el asunto de gastos del grupo de jugadores e hinchas de la parte norte de que no habíamos pronunciado ni una palabra y exigió que la parte norteña se cargue de todo.

    La parte norte cuestionó fuertemente el hecho de que la parte sur actúa absurdamente diciendo del tamaño del grupo de deportistas e hinchas, el asunto de gastos y la bandera nacional so pretexto de “costumbre internacional” y el reglamento de los juegos.

    Sin encontrar las palabras de respuesta la parte sur repitió sólo sus insistencias ilógicas.

    La parte norte criticó que la actitud de la parte sur es el acto intencional para fracasar las conversaciones de trabajo e impedir la participación de la RPDC en los juegos y declaró que si la parte sur toma de continuo la posición provocativa la RPDC reexaminará radicalmente su participación en los juegos y la participación o no en los juegos del grupo de la RPDC depende enteramente de la actitud de la parte sur.

    Como resultado, debido a las injustas actitudes y los actos provocativos de la parte sur, las conversaciones de trabajo Norte-Sur efectuadas a duras penas fracasaron sin fijar ni siquiera el día de conversaciones próximas sin lograr ningún acuerdo.

 

KCNA