GEIJ, KCNA, KHED DPRK RPDC, Kim Il Sung, Kim Jong Il, Kim Jong Un, PTC

Corea, primer país libre de impuestos

¡Por el gran pueblo!

Quedó adoptado en marzo del 63 (1974) de la Era Juche en el tercer período de sesiones de la V Legislatura de la Asamblea Popular Suprema de la República Popular Democrática de Corea el Decreto sobre la abolición total del sistema tributario, que entró en vigor desde el primero de abril del mismo año.

Así la RPDC se convirtió en el primer país donde no hay ningún tipo de impuesto y se realizó el sueño del pueblo coreano de vivir en un mundo libre de gravámenes.

La abolición total de ese régimen era el anhelo de los coreanos y la firme decisión del Presidente Kim Il Sung.

El Partido del Trabajo de Corea y el Poder Popular derogaron el sistema tributario de carácter saqueador de la época del coloniaje japonés y establecieron otro bien distinto, popular y democrático, al implementar un autóctono programa, preparado ya en el período de lucha revolucionaria antijaponesa y especificado en 20 programas políticos publicados después de la liberación de Corea (1945).

Aliviaron de modo sistemático los impuestos, a medida que se sentaba la base de la economía nacional independiente.

Después de la guerra coreana (1950-1953), se llevó a cabo la transformación socialista de las relaciones productivas y se preparó la firme base de industrialización socialista, lo que hizo perder paulatinamente el sentido del sistema tributario en la vida económica del país.

Una vez dadas las condiciones y posibilidades, el gobierno de la RPDC eliminó entre 1964 y 1966 todos los impuestos agrícolas en especie y se quedaron así sólo los de ingresos y de autonomía local, insignificantes para los ingresos presupuestarios del Estado.

La consolidación y el desarrollo del régimen socialista y el reforzamiento de la capacidad de economía nacional independiente llegaron a ser la garantía de eliminación de tributos.

La abolición completa fue la política popular que no tuvo precedentes en la historia de la humanidad.

Gracias al Máximo Dirigente Kim Jong Un quien continúa llevando a la práctica el ideario Iminwichon (considerar al pueblo como cielo) del Presidente Kim Il Sung y el Dirigente Kim Jong Il, el pueblo coreano vive felizmente hoy día en el régimen socialista donde lo todo sirve para las masas populares.

1 Comentario

  1. Karlos

    Espero ke todo les vaya bien, el Pueblo Coreano, es inteligente y kombativo, avanza en su propio kamino, kon rigor y kompromiso. Me alegro por sus victorias y les akompaño en sus penas, komo kamaradas.

Deja un comentario