EPC, Kim Jong Un, Naenara, Songun

KIM JONG UN dirige los ejercicios de artillería de mortero del Ejército Popular de Corea

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Tuvieron lugar los ejercicios de tiro de las subunidades de mortero de los cuerpos del Ejército Popular de Corea en un momento dinámico en que se intensifica más el entrenamiento para elevar la capacidad combativa del EPC, se promueve la modernización del armamento y se logran sucesivos y relevantes éxitos en el fortalecimiento de la defensa nacional en virtud del gran proyecto y enérgica dirección del Partido del Trabajo de Corea para consolidar aun más el potencial defensivo del país.

Kim Jong Un, Presidente del Partido del Trabajo de Corea y del Comité de Estado de la República Popular Democrática de Corea y Comandante Supremo de las Fuerzas Armadas de la RPDC dirigió el entrenamiento de tiro de las subunidades morteras de cuerpos del EPC.

Lo vieron cuadros del Comité Central del PTC.

Cuando el Máximo Dirigente llegó al campo de entrenamiento, lo recibieron Kim Su Gil, jefe de la Dirección Política General del EPC y Pak Jong Chon, jefe del Estado Mayor General del EPC, ambos generales de ejército de las fuerzas terrestres, así como los jefes de cuerpo del EPC.

El objetivo del entrenamiento consistía en calificar y evaluar a través de la competencia la capacidad combativa de fuego de los artilleros de todos los cuerpos, enardecer el fervor por la intensificación de los ejercicios, ampliar los éxitos alcanzados en este curso y cerciorarse de las funciones de los cañones ligeros y las armas pesadas con que se equipa el ejército.

Se efectuaron los ejercicios a manera de determinar el ranking según el número de obuses acertados y el tiempo gastado para cumplir la misión de fuego de las subunidades seleccionadas en cada cuerpo de ejército, luego de ocupar posiciones de fuego y disparar contra los blancos según el orden definido por lotería.

En la ocasión, los jefes del cuerpo de ejército dirigieron el disparo de sus subunidades, optando el método de tiro según sus decisiones.

Una vez dada la orden de los jefes del cuerpo, los cañones abrieron fuego.

Los artilleros demostraron plenamente sus artes de tiro adiestrados en los ejercicios para poseer la capacidad de batalla real, ostentando sus condiciones de artilleros certeros listos para cumplir cualquier misión de apoyo con fuego.

El Máximo Dirigente expresó una gran satisfacción de que todos los cuerpos aceptaron la idea del Partido de dar importancia a la artillería y prepararon bien sus subunidades de fuego para hacer frente a la guerra moderna mediante el movimiento para ser excelentes tiradores de fusil y cañón. Y añadió con gran orgullo que son increíbles los resultados de los ejercicios sorpresivos de las subunidades escogidas en todos los cuerpos, que batieron con certeza los blancos.

En el puesto de vigilancia hizo llegar su agradecimiento a las compañías artilleras de cada cuerpo incluyendo los No.2 y No.10 que dieron todos sus 60 obuses en el blanco, tras elogiar reiteradamente su mejor arte de tiro.

Los militares, muy conmovidos, le dieron efusivas exclamaciones.

Se otorgaron el diploma, medalla e insignia de artillero certero a la compañía del cuerpo No.2, que ocupó el primer lugar, y el certificado e insignia de subunidad de artillero certero a todas las subunidades que alcanzaron excelentes resultados en el entrenamiento.

Es importante que el ejército popular haga muchos ejercicios para aprovechar con eficiencia cañones ligeros y armas pesadas en las operaciones y combates, subrayó el Máximo Dirigente, y agregó que el uso de las fuerzas artilleras en la guerra moderna constituye un factor decisivo que determina la victoria o la derrota en ella.

Destacó la necesidad de seguir impulsando los preparativos de combate bajo la consigna de dar prioridad a la artillería y fortalecerla, y presentó las tareas para intensificar los ejercicios de la misma y modernizar su armamento.

Naenara

Dejar una respuesta