GEIJ, KHED DPRK RPDC, Kim Jong Un

Desfile de la Guardia Roja Obrero-Campesina y del Ejército de Seguridad Pública por el 73º aniversario de la República Popular Democrática de Corea

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Tuvo lugar con solemnidad en la capitalina Plaza Kim Il Sung el desfile militar de la Guardia  Roja Obrero-Campesina (en ocasiones traducido Ejército Rojo Obrero-Campesino) y de las Fuerzas de Seguridad Pública (también traducido Ejército de Seguridad Pública) en homenaje al 73º aniversario de la fundación de la República Popular Democrática de Corea.

Ante todo, se realizó una ceremonia original de entrada de la banda militar general.

Los paracaidistas mostraron sus habilidades de descenso cubriendo el cielo nocturno de septiembre con las banderas nacionales.

En pos de la escuadrilla de escolta, sobrevolaron la plaza los aviones de combate en formación de varillas de abanico lanzando fuegos artificiales que aumentaron el ambiente festivo.

Ocuparon el estrado de orquesta el grupo de instrumentistas del Comité de Asuntos Estatales y la banda militar central del Ministerio de Defensa Nacional, encargados de interpretar la música de la ocasión.

Al compás de la melodía de entrada, aparecieron con gallardía en la plaza las columnas de desfile.

A la hora 0 del día 9, salió a la tribuna de la Plaza el estimado camarada Kim Jong Un, Secretario General del Partido del Trabajo de Corea y Presidente de Asuntos Estatales de la RPDC.

Estallaron en ese instante las estruendosas vivas y los gritos de «Kim Jong Un» y «Defensa a ultranza» y se lanzaron los fuegos artificiales de diferentes colores.

El Secretario General respondió cordialmente con su mano alzada a las aclamaciones de los participantes en el desfile militar y en los festejos de la presente efeméride y envió un saludo afectuoso a todos los habitantes del país que celebran el día de fundación de nuestro Estado muy digno.

Los niños escolares de la Organización de Niños de Corea entregaron ramos de flores a él y a los cuadros del Partido, el gobierno y el círculo militar.

Se presentaron en la tribuna Choe Ryong Hae, Jo Yong Won, Kim Tok Hun y Pak Jong Chon.

También salieron a la tribuna los cuadros del Partido y el gobierno, los funcionarios directivos del Consejo de Ministros, los comités, ministerios y órganos centrales y los innovadores de trabajo y ameritados que hicieron aporte excepcional al fortalecimiento de la RPDC, así como los directivos de las instituciones de fuerzas armadas.

Fueron invitados a la tribuna Kim Yong Nam, Pak Pong Ju, Kim Ki Nam, Choe Thae Bok, Kim Kyong Ok y Kim Jong Im quienes trabajaron largo tiempo en el Partido y el gobierno.

Se distinguían en el área reservada para los invitados los participantes en los festejos del 73º aniversario de la fundación de la RPDC.

Se realizó con solemnidad la ceremonia de izada de la bandera nacional.

Todos los ciudadanos rindieron homenaje hacia la enseña nacional.

Mientras se interpretaba la canción «Patria brillante», se tiraron 21 salvas.

Pronunció un discurso Ri Il Hwan, miembro del Buró Político y secretario del CC del PTC.

Acto seguido, tuvo lugar la revista a los preparativos de la parada.

El comandante de la Guardia  Roja Obrero-Campesina, Kang Sun Nam, informó a Jo Yong Won, miembro del Presidium del Buró Político y secretario de organización del Comité Central del PTC, que las unidades participantes en la parada están dispuestas para ser revistadas.

Luego de pasar revista a ellas, Jo Yong Won informó con cortesía al Secretario General que está listo el desfile militar de las fuerzas paramilitares y de seguridad pública en saludo al 73º aniversario de la fundación de la RPDC.

Comenzó el desfile militar.

Al frente de las filas de desfile que entraban en la plaza siguiendo al coche de mando del comandante del Ejército Rojo Obrero-Campesino, estuvo la columna de la división de militantes partidistas de la capital que el año pasado, desempeñó excelentemente su papel de tropa especial enviada con urgencia por el CC del Partido a las zonas damnificadas por los desastres naturales y llevó a feliz término la batalla de reparación de daños.

Guiados por los secretarios responsables de los respectivos comités partidistas, Kim Yong Hwan, Mun Kyong Dok y An Kum Chol, marcharon los bloques del Ejército Rojo Obrero-Campesino en la ciudad de Pyongyang y las provincias de Phyong-an del Norte y Phyong-an del Sur, que defienden la puerta de esta capital y las fronteras de la patria.

Los otros de las provincias de Hwanghae del Norte y Hwanghae del Sur, localidades importantes para la producción agrícola del país, avanzaron al mando de los secretarios responsables de los comités partidistas provinciales, Pak Chang Ho y Pak Song Chol.

Les siguieron las filas de las provincias de Jagang y Kangwon, conducidas por sus secretarios responsables del Partido, Kang Pong Hun y Kim Su Gil, con el orgullo de creadores del espíritu de la época que superaron al frente las dificultades interpuestas en la ruta de avance de la patria y la revolución.

Los secretarios responsables de los comités partidistas provinciales de Hamgyong del Norte, Hamgyong del Sur y Ryanggang, Kim Chol Sam, Ri Jong Nam y Ri Thae Il, condujeron las columnas de las respectivas regiones.

El Secretario General del PTC envió un saludo combativo a las filas que marchaban adelante con toda gallardía.

Pasaron por delante de la tribuna las columnas del Ministerio del Ferrocarril y la Dirección General de la Aerolínea Coryo.

Los espectadores enviaron cordiales felicitaciones a los colectivos de la heroica clase obrera del Complejo Siderúrgico Kim Chaek, la Fábrica de Maquinaria Ryonha de Huichon que dio inicio a la revolución industrial del nuevo siglo, el Complejo de Fertilizantes de Hungnam considerado como arsenal del sector de agricultura socialista, el Combinado de Maquinaria de Rakwon y el Complejo de Acero Chollima.

Entraron las filas del Complejo de Maquinaria de Ryongsong, el Complejo Carbonífero Juventud de la Región de Sunchon y la Fabrica Textil Kim Jong Suk de Pyongyang, seguidas de los bloques de las instituciones de profilaxis emergente y del Ministerio de Salud Pública que demostraron bien el entusiasmo patriótico de los funcionarios sanitarios de defender con firmeza la seguridad de la patria y pueblo desde la pandemia mundial y exaltar a todo el mundo la superioridad del régimen socialista.

Marcharon a pasos firmes la columna de la Academia Estatal de Ciencias, la de hombres de cultura y arte y la de deportistas.

Entre ellas se veían los artistas, cineastas y deportistas que han contribuido a exaltar el honor de la patria y abrir la era de esplendor de la cultura socialista.

Las últimas columnas de las fuerzas paramilitares fueron las de la Universidad Kim Il Sung, la Universidad Tecnológica Kim Chaek y la Guardia Roja Juvenil.

Luego, desfilaron por delante de la tribuna los bloques de las Fuerzas de Seguridad Pública.

El Secretario General envió saludo cordial a las filas que marchaban demostrando el ímpetu invencible de defensoras políticas del Partido y tropa selecta que forma parte de las fuerzas armadas revolucionarias.

Marchó a caballo la columna del cuerpo móvil especial de las Fuerzas de Seguridad Pública, seguida de la de brigada canina.

A continuación, entraron las columnas motorizadas del Ejército Rojo Obrero-Campesino haciendo constar la vigencia de la línea militar de autodefensa, presentada por el PTC.

Luego de pasar la columna de motocicletas, aparecieron los tractores cargados de los cañones que abrirán fuego contra los invasores y sus lacayos en tiempos de emergencia.

Las columnas motorizadas demostraron bien que las fuerzas paramilitares están dispuestas a cumplir independientemente cualquier operación militar y combate junto con las fuerzas armadas regulares.

Por último, pasó el colectivo de bomberos de las Fuerzas de Seguridad Pública.

Terminado el desfile militar, se lanzaron de nuevo los fuegos artificiales y comenzó en la plaza la velada de los jóvenes y estudiantes.

Al final de la velada y el lanzamiento de fuegos artificiales, estallaron los vítores hacia el Secretario General.

Él respondió cordialmente con su mano alzada a las aclamaciones de la multitud.

Todos los participantes rindieron la máxima gloria y agradecimiento profundo al estimado camarada Kim Jong Un, héroe legendario que con su ferviente amor por la patria y pueblo y sacrificio, glorifica la nueva era de prosperidad nacional en general, la de dar primacía a nuestro Estado.

Dejar una respuesta