El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Regresó el día 6 a la patria la judoka Sol Kyong quien conquistó la medalla de oro en el Campeonato Mundial de Judo de 2013 efectuado en Brasil.

    La estación ferroviaria de Pyongyang estuvo en ebullición para dar bienvenida a la campeona mundial.

    Recibieron con fuertes abrazos a ella el secretario del CC del Partido del Trabajo de Corea, Kim Yong Il, el vicepremier Kim Yong Jin y otros funcionarios.

    Los deportistas felicitaron con ramos y collares de flores a Sol Kyong y su entrenador.

    Los capitalinos le dieron cálida bienvenida en las avenidas o desde las ventanas de sus viviendas.

    Ella rindió homenaje a los Generalísimos tras depositar un ramo de flores ante sus estatuas de bronce erguidas en la colina Mansu.

KCNA